Embarazando a mi Puta Rubia

No pude grabar toda la follada, pero se ve una de las mejores partes, no pude controlar la desesperación de mi polla, fue una de esas noches en las que mi rubia favorita, una amiga de la agencia de moda donde soy fotógrafo, estaba cachonda, disimuló, nos tomamos un vino y la llevé a su casa en mi auto, ahí fue donde se armó el desenfreno, sé que no puedo mostrar todo, pero vean cómo se dilata y contrae su jugoso coño, estuvimos así casi diez minutos, antes me había mamado la verga, no había condón a la vista, pero no fue impedimento para follarme a esta hermosa hembra de piel aperlada, mojé todo su culo incluido las nalgas con mi leche, reservada desde hace dos días solo para ella.

Tu opinión nos importa, ¡déjanos un comentario!