Cumpliendo el Deseo Sexual de la Esposa

Me casé con la mujer más hermosa y golosa del mundo, es de Canadá y le gusta probar cosas nuevas en el sexo siempre, hace unos días le metí el puño en el coño y ni se imaginan cómo gritó!, pero de placer puro, esta vez me pidió que le consiga un semental africano para experimentar cosas, de paso yo podía ver y es que hay una cosa que no he dicho… soy voyerista, aunque no había experimentado esto viendo solo a mi esposa, mi amigo trabaja como guardia de seguridad, le di un dinero para que haga feliz a mi esposa, lo grabé todo, fue extraño ver su colorado coño entremezclarse con esa mazorca negra, la amo y si esto la hace feliz… yo soy feliz, pronto haré un trío con ella y su mejor amiga. Son las delicias del libertinaje.

Tu opinión nos importa, ¡déjanos un comentario!